Tío se la come a un amigo

Este hombre ha perdido una apuesta y ahora tiene que pagar las consecuencias. Lo que debe de hacer es comerle el pene al otro, hasta que se le corra en la boca. No le ha gustado, pero ha cumplido.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *